Los accidentes laborales, causas más comunes

Durante el año 2017 se han producido un total de 583.425 accidentes de trabajo, lamentablemente algunos de ellos resultaron muy graves provocando la incapacidad o invalidez y en el peor de los casos la muerte. Está claro que cualquiera puede ser víctima un accidente en el trabajo. Sin embargo estar prevenido sirve y mucho, de una parte contar con un buen seguro de accidentes y de otra contar con la información puede evitar que sucedan más accidentes. Aquí están las causas más comunes de los accidentes laborales:

Tomar atajos

El ser humano tiende a buscar y tomar atajos que le ahorren trabajo. No hay nada de malo en ello. Sin embargo, en el trabajo, y especialmente cuando se trabaja con maquinaria peligrosa o productos químicos letales, te expones a un peligro enorme que puede causar lesiones graves, invalidez o fallecimiento. Es decir, los atajos que se toman en el trabajo no son en realidad atajos, son errores que aumentan el riesgo de lesiones o, lo que es peor, la muerte.

Exceso de seguridad

La confianza en uno mismo es buena, pero en exceso es peligrosa. Cuando como trabajador llegas al trabajo todos los días con la actitud de  “a mí nunca me va a pasar”, tu actitud cambia, bajas la guardia y es cuando comienzan los problemas y los accidentes.

Falta de orden y limpieza

El orden y la limpieza es uno de los indicadores más precisos de la actitud de una empresa en cuanto a la producción, la calidad y sobre todo la seguridad de los trabajadores. Un área de trabajo mal mantenida conlleva a riesgos y fomenta accidentes.

Comenzar una tarea antes de disponer de toda la información necesaria

La forma más rápida y segura de realizar cualquier trabajo es hacerlo bien a la primera. Para ello, debes disponer de toda la información pertinente relacionada con la tarea a realizar. Los que comienzan un trabajo con solo parte de la información, o de las instrucciones, esencialmente hacen el trabajo a ciegas. Es tremendamente peligroso.

Omitir los procedimientos de seguridad

Descuidar deliberadamente los procedimientos de seguridad establecidos en el lugar de trabajo no solo te pone en peligro directamente, sino que pone en peligro a los que estan a tu alrededor. Los procedimientos de seguridad que se siguen, solo a veces, tampoco funcionan. Seguir los procedimientos de seguridad es parte de tu trabajo.

Distracciones mentales.

Todo el mundo tiene una vida fuera del trabajo con problemas y distracciones, pero estas no pueden afectar al trabajo. Si en el trabajo estás dando vueltas a tus problemas, serás menos consciente de tu entorno, trabajaras menos seguro y además serás menos productivo, lo que le costará tiempo y dinero a la empresa.

Nada ni nadie es infalible, todos cometemos errores, pero siendo conscientes de los riesgos y causas más comunes de los accidentes laborales podremos evitarlos. Además de la prevención es conveniente contar con un seguro de accidentes que en caso de siniestro te proteja a tí y a los tuyos de las posibles consecuencias económicas garantizando tu nivel de vida.